¡DETENTE! El Sagrado Corazón de Jesús está conmigo

     En 1720, cuando una gran epidemia atacaba la ciudad francesa de Marsella, Nuestro Señor comunicó a la venerable Ana Magdalena Rémuzat el maravilloso auxilio del Detente o Escudo, con la leyenda “Detente. El Sagrado Corazón de Jesús está conmigo”. Fue repartido por toda la ciudad y la epidemia cesó.
     A partir de ese prodigioso hecho, se difundió por el mundo entero el Detente, asentándose como una poderosa arma de defensa contra todo tipo de pestes, accidentes y guerras, para quienes lo llevaban consigo.
     El Beato Pio IX dio su aprobación definitiva a esta devoción y su bendición a todos los Detentes que se impriman y difundan.
     No pudiendo hacer llegar ahora a nuestros simpatizantes un ejemplar, Ud. lo puede imprimir y acondicionar, para que todos en su casa y parroquia lo lleven en su bolsillo, cartera o coche. Ver e imprimir.

 

Haga aquí su pedido

Hágase amigo

Hágase amigo


Donación

Por Ingreso en Cuenta
A través de Bizum, código 01260

Dónde estamos

Dónde estamos

DondeEstamos 
   
We use cookies

Usamos cookies en nuestro sitio web. Algunas de ellas son esenciales para el funcionamiento del sitio, mientras que otras nos ayudan a mejorar el sitio web y también la experiencia del usuario (cookies de rastreo). Puedes decidir por ti mismo si quieres permitir el uso de las cookies. Ten en cuenta que si las rechazas, puede que no puedas usar todas las funcionalidades del sitio web.